PRECIOS

Ya dice un sabio refrán: quien del mundo sabe, a su puerta echa la llave. Por eso muchos andamos como san Pedro, con las llaves de casa, del coche, de la oficina… y entras tantas cosas que atender, no es raro que de vez en cuando se nos pierdan las llaves. Es tan frecuente esta situación, que hasta la ciencia ha querido estudiarla. Unos la achacan a la falta de atención, otros al estrés y la multitarea, y aún hay quienes aseguran que tiene ver con la genética. Para que no te sientas mal contigo mismo por estos olvidos, te agradará saber que el común de las personas extravía hasta nueve objetos cada día, y emplea al menos 15 minutos diarios en encontrarlos.

Pero el verdadero problema es cuando no los encuentra, sobre todo si se trata de algo tan delicado como las llaves de casa o del coche. Es ahí cuando nos sentimos indefensos y angustiados, a partes iguales, y es que no es cosa de juego. Pasados los primeros momentos es cuando al fin reaccionamos y pensamos en llamar a un cerrajero.

Pero contratar los servicios de un cerrajero puede significar un desembolso importante de dinero. Por eso hemos querido ayudarte, y ofrecerte algunos datos que te permitirán saber cuánto cuesta un cerrajero en Gandia.

Lo primero que debemos aclarar es que los costos de estos servicios dependen de muchos factores. La hora de la incidencia, el tipo de cerradura y la ubicación son los tres más importantes, pero echemos un vistazo con detalle para que sepas a qué atenerte.

Cerrajeros Gandia precios

Factores de Precios de Cerrajeros Gandia

  • Urgencia del servicio: cuando se trata de una emergencia que no puede esperar tendrás que estar dispuesto a pagar un poco más. Pero si has dejado la estufa encendida y hay niños pequeños encerrados en casa, estamos seguros de que ese precio te parecerá poca cosa. La razón de este aumento de tarifa tiene que ver con la planificación del profesional cerrajero, pues deberá dejar de lado otros trabajos y posiblemente cambiar su ruta, para acudir tan pronto lo llames. Si se trata de un servicio regular, que no requiere ser atendido con tanta urgencia, el costo promedio de un cerrajero en Gandia es de 150€.
  • Ubicación: si necesitas un profesional conviene que busques algún profesional que esté cerca de donde te encuentras, porque la distancia del servicio también puede generar cargos adicionales en la tarifa. Lamentablemente, en muchas ocasiones eso no será posible y tendrás que desembolsar unos 40€ extra.
  • Día o noche: a nadie le gusta interrumpir sus horas de sueño. Además, cuando trabajas en una compañía y haces sobre tiempo, la empresa debe pagarte por esas horas suplementarias. Pues lo mismo sucede con los cerrajeros. Cuando los llamas en horarios no laborables sus tarifas se incrementan en aproximadamente 70€. Como dato a tener presente, se considera horario nocturno el comprendido entre las 20 horas de un día y las 8 de la mañana del siguiente.
  • Días laborales o festivos: las mismas razones que justifican el alza de la tarifa en horario nocturno se aplican a los días festivos y fines de semana. Aunque en este caso el aumento de tarifa es algo mayor, pues se sitúa en torno a los 80€.
  • Tipo de puerta, puertas blindadas: cada vez es más frecuente que tanto en hogares como en negocios y oficinas se instalen puertas de seguridad. Y es que no es la idea ponérselo fácil a los amigos de lo ajeno. Como resulta una tarea más difícil y se requieren herramientas especiales, si se trata de abrir una puerta que tiene un blindaje con cerradura especial, el precio de mano de obra será más elevado, sumándose a la tarifa básica unos 70€ aprox.

Seguro que ya has ido sacando cuentas y, como te habrás percatado, el precio inicial puede fácilmente triplicarse cuando necesitas un tecnico que trabaje de noche, en un día festivo, que se traslade desde lejos y deba abrir una cerradura especial. Y, ¡ojo! A todos estos costes aún falta añadirles el importe del IVA.

Consejos para contratar un cerrajero en Gandia

Pero más allá del precio que te ofrezcan, hay algunas consideraciones que debes tener presentes antes de contratar a un profesional. La primera es comparar. A menos que tengas un profesional de confianza, lo ideal es que llames a dos o tres profesionales y les pidas presupuestos. Si alguno te da un precio sensiblemente inferior, es prudente que enciendas tus alarmas, porque en estos casos suele haber precios ocultos e imprevistos que descubrirás cuando te entreguen la factura. Para evitarte este disgusto, solicita que te den el presupuesto por teléfono, antes de trasladarse hasta el lugar donde harán el trabajo. Un profesional serio te pedirá toda la información sobre el problema: tipo de puerta, ubicación, etc.

Lo ideal es que tanto el presupuesto como la factura final sean muy detallados y especifiquen los precios de cada rubro. Así no habrá margen de error y será más difícil que luego de hecho el trabajo un inescrupuloso quiera inflar los precios.